Acceso a cursos superiores

Plantear unos objetivos claros en la enseñanza del piano es lo que debe condicionar el método y la programación a seguir.

Las tres aptitudes que tiene que ir desarrollando el alumno a lo largo del aprendizaje de nuestro instrumento son:

a) Interpretar. Para conseguir esta interpretación deberemos crear en el alumno la intuición musical y la soltura y destreza técnica necesarias, manteniendo ambos aspectos en constante comunicación para que el alumno pueda superar todas las dificultades expresivas.

b) Analizar. Como resultado de lo anterior, conseguir un auto-didactismo en el alumno que le permita analizar por sí mismo la interpretación de una obra musical con sus contenidos técnicos y expresivos.

c) Preparar al alumno para actuar en público: Como meta de todo instrumentista.

Estos tres objetivos son esenciales en el aprendizaje y formación del alumno como pianista. El objetivo es hacer que el alumno pierda el miedo escénico y convierta su estudio en un medio de expresión para él y para los demás.

Objetivos generales

  1. Conocer el instrumento sonora y mecánicamente.
  2. Adoptar una posición adecuada y controlar el equilibrio del cuerpo ante el instrumento.
  3. Ser capaz de trabajar simultáneamente la independencia de ambas manos y de los dedos.
    1. Utilizar los principios básicos de digitación pianística.
    2. Practicar los diferentes diseños encaminados a conseguir una independencia motriz y sonora.
    3. Resolver problemas técnicos propios del nivel.
  4. Interpretar obras de diferentes estilos adecuadas a cada nivel, utilizando las posibilidades sonoras del instrumento.
    1. Desarrollar la sensibilidad auditiva para la obtención de una buena calidad de sonido.
    2. Iniciar la comprensión de la estructura formal de las obras que trabaje el alumno.
  5. Entrenar progresiva y permanentemente la memoria.
  6. Desarrollar hábitos correctos y eficaces de estudio, estimulando la concentración, el sentido de la autocrítica y la disciplina en el trabajo.
  7. Obtener del alumno el gusto por la práctica musical, tanto solo como en conjunto y fomentar su natural sentido de la improvisación.

Clases de Piano en Navarra.